Los deberes de España antes de la Euro 2020

La selección española inicia una nueva etapa con su participación en el estreno de la UEFA Nations League, ahora con Luis Enrique al frente del banquillo tras la decepcionante actuación en el Mundial de Rusia. Ante la confusión que todavía genera la primera edición de esta competición continental, que condicionará el proceso clasificatorio para la próxima Eurocopa, analizamos su funcionamiento y sus repercusiones.

La UEFA no quiere que el calendario internacional esté tan abarrotado de partidos amistosos sin demasiado tirón, por lo que ha decidido crear una nueva competición que sea atractiva a nivel mediático. Eventos como el reciente Mundial o el Super Bowl son auténticos imanes de negocio que generan millonadas en publicidad y atraen todas las miradas de las redes sociales, hasta el punto de que un estudio elaborado por la empresa publicitaria Adglow señala que en la última edición de la citada Super Bowl se registraron 400 millones de mensajes sobre el evento.

En cambio, una cita amistosa supone poco más que un entrenamiento para sus participantes y no consigue llamar la atención que la UEFA desea. El organismo europeo es consciente del poder de los grandes eventos futbolísticos y quiere aprovecharlo. El potencial ya lo tiene porque cuenta con la mayoría de las grandes selecciones a nivel planetario. Si nos fijamos en el mercado de las apuestas a ganador del Mundial 2022 que ofrece Betway, ocho de las diez principales selecciones favoritas a conquistar el título son europeas. Por el momento, Alemania, Francia y España comparten el Top 5 de los países favoritos junto a Brasil y Argentina, seguidos de Bélgica, Inglaterra, Italia, Holanda y Portugal. Además, las distintas federaciones nacionales también se benefician del interés que puede generar un torneo como la Nations League.

Foto: flickr.com

Qué es exactamente la Nations League

Las 55 selecciones que pertenecen a la UEFA participarán en esta competición, de la que saldrá un campeón y que también afectará al futuro proceso clasificatorio de la Euro 2020. La Nations League está dividida en cuatro ligas y la presencia de las selecciones en cada una de ellas depende de su coeficiente. Las 12 selecciones mejor situadas en el ranking de la UEFA cuando se celebró el sorteo a principios de año integran la Liga A, dividida en cuatro grupos de tres equipos cada uno, y es ahí donde competirá España.

Como en aquel entonces la selección española era una de las cuatro primeras selecciones del ranking, afrontó el sorteo como cabeza de serie. Sin embargo, el camino va a ser de enorme exigencia porque sus rivales de grupo son la Croacia de Luka Modric e Ivan Rakitic, actual subcampeona del mundo, e Inglaterra, que viene de ser semifinalista en Rusia. De la fase de grupos, que para España comenzará el sábado 8 de septiembre en Wembley y concluirá el 15 de noviembre en Zagreb, saldrá un ganador que se clasificará para la semifinal. Las semifinales se disputarán el 5 y 6 de junio entre los cuatro ganadores de grupo y de ahí saldrán los participantes de la final del 9 de junio. En cambio, las selecciones que acaben últimas de grupo disputarán la próxima edición de la Nations League en la Liga B.

Cómo afecta a la clasificación de la Euro 2020

De la Nations League, que comenzará con el interesante Alemania-Francia, no saldrá ningún país clasificado para la próxima Eurocopa, ni siquiera el que se proclame campeón en la final. Sin embargo, los resultados obtenidos en este nuevo torneo repercutirán en el proceso clasificatorio. Una vez finalice la Nations League, las 55 selecciones participantes ocuparán un puesto que servirá para configurar los bombos del sorteo de la fase de grupos de la clasificación de la Euro 2020. Esa fase contará con diez grupos, la mitad de los cuales albergará cinco equipos y la otra mitad, seis. El primer camino para hacerse con un billete a la Eurocopa es acabar dicha fase entre los dos primeros puestos del grupo.

Foto: flickr.com

Si la España de Luis Enrique, quien tiene la labor de hacer un lavado de cara y dar un mayor protagonismo a los más jóvenes como Marco Asensio, Saúl o Suso, no lograse uno de esos dos billetes directos, todavía tendría la oportunidad de los ‘play-offs’. En esta repesca disputaría primero un partido contra un país que tampoco se haya clasificado directamente y que pertenezca a la Liga D, en la que aparecen selecciones como la de Gibraltar, Andorra o San Marino. En caso de ganar, España se jugaría la clasificación ante una selección del Grupo B (donde están Rusia, Dinamarca o una Suecia ya sin Zlatan Ibrahimovic) o frente a una del Grupo C (integrada por equipos como el de Serbia, Grecia o Israel).

Por lo tanto, queda mucho por delante para llegar a la Euro 2020 que podrá verse en abierto y gratis en Mediaset, pero el partido que los de Luis Enrique disputarán este sábado en Wembley contra Inglaterra ya empezará a marcar el camino.

Comparte la noticia